Lun. Dic 4th, 2023

El derbi catalán es azulgrana. Gana el Barça ante Joventut de Badalona, con un resultado de  87-71 en la jornada 24 de la Liga Endesa. Un partido que ha empezado igualado por el buen momento de forma en el que llegaban ambos equipos, pero han acabado dominando los locales. En la primera vuelta, el Joventut se llevó un triunfo en el Pabellón Olímpico de Badalona, por 82-79. Esta vez, los azulgrana no han perdonado ni una.

El Barça duerme líder a falta de los partidos del Real Madrid y el Cazoo Baskonia de mañana.

Un inicio impreciso

Los de Saras empezaron el partido con muy poco acierto desde fuera. Tan solo un 1/7 en triples en los primeros minutos. El equipo mejoró progresivamente, pues Satoransky y Laprovittola levantaron el marcador (10-6). Ambos equipos se mostraron intensos durante el periodo, aunque con un cúmulo de imprecisiones.

Ahora bien, la presencia de Mirotic dio un plus al ataque del Barça. Un jugador que viene de exhibirse ante el Panathinaikos con 26 puntos. Su 2+1 a falta de 3 minutos ha levantado al Palau (16-8). Los de Duran no podían con la intensidad de los locales, hasta que a falta de pocos segundos el triple de Feliz ha ubicado a la Penya a tan solo 5 puntos (18-13).  

Ventaja en el descanso

Apenas empezaba el cuarto, un desajuste defensivo acabado con una acción de Feliz, ocasionó que un Saras, enfadado, pidiera tiempo muerto (20-15). A pesar de ello, los azulgranas volvieron a la pista con los mismos desaciertos, tanto en ataque como en defensa. El Joventut lo aprovechó, igualando el marcador (22-22).

El Palau rugió nuevamente con el mate de Tobey, que adelantó al Barça (24-22). Ante Tomic, el ex azulgrana y uno de los hombres más peligrosos del equipo verdinegro, volvió a igualar el partido (24-24). Hubieron tensiones en los últimos minutos por una falta en ataque del mismo jugador, Tomic, a lo que Abrines aprovechó el tiro libre. 

Sanli, el protagonista de esta primera mitad del partido, cerró el descanso con sus 11 puntos (39-30). Buen inicio y buen final del Barça, con errores de por medio.

Foto sacada por Arlet Cuadrada, Carpetas Blaugranas

Manteniendo distancias

El Barça volvió del descanso con una falta antideportiva de Abrines, que acercó a los de Badalona (44-36). Mirotic supo aprovechar los espacios interiores, y con la ayuda de las asistencias de Vesely y Satoransky, devolvió la ventaja de 10 puntos al equipo (48-38).

Los locales supieron hacer daño desde dentro, y empezaron a mejorar la precisión en los tiros exteriores. Satoransky, un jugador ya protagonista en las últimas jornadas, rompió el partido con dos triples seguidos (63-46). El conjunto de Duran se mostró perdido y sin poder frenar a un Barça que no ha rebajado su energía en ningún momento (67-51).

El derbi se queda en casa

Las tensiones en el Palau no disminuyeron en este último cuarto. Dos técnicas, una a cada equipo, empezaron a calentar al público y al banquillo. Las siguieron una antideportiva para Tobey, después de agarrar a Feliz en su ataque. El jugador aprovechó los tiros libres (72-57). Parecía que los verdinegros se acercaban, hasta que volvió a aparecer Sanli con un triple (75-60).

Otro demoledor parcial del Barça llevó a Duran a pedir tiempo muerto, pues estaban a 17 puntos de los azulgrana. No han podido frenar al equipo, que ha seguido apostando por los tiros exteriores, con un triple de Kalinic (77-62). Un final del partido protagonizado por las jugadas colectivas del equipo de Saras. El entrenador ha dosificado esfuerzos y rotado jugadores, dando más minutos a Nnaji y Oriol Paulí. Obteniendo, así, un resultado final de 87-71 y un Palau con su récord de 12 victorias consecutivas en la Liga Endesa.

El combinado de Jasikevicius se coloca primero en la tabla con 20 partidos ganados, 4 perdidos y un diferencial de puntos de +269.

Un comentario en «El Barça se queda con el derbi catalán»

Los comentarios están cerrados.