Logo carpetasfcb.com
Logo carpetasfcb.com
Logo Twitter Carpetas FCB
Logo Instagram carpetas FCB
Los jugadores del Barça posando con una joven aficionada en el vestuario

La historia de la noche mágica de María

La joven aficionada tuvo la oportunidad de presenciar la victoria azulgrana y de llevarse varios recuerdos imborrables

El Fútbol Club Barcelona consiguió su billete para los cuartos de final de la Copa del Rey en el campo del Unionistas de Salamanca. Lo hizo bajo la atenta mirada de María, una joven aficionada que lucha contra una grave enfermedad.

María estaba situada justo al lado del banquillo del Barça y pudo disfrutar en primera persona del triunfo final del equipo azulgrana. 

El gesto de Ferran Torres

Con el pitido final de la primera parte, Ferran Torres tuvo un bonito gesto con la joven aficionada. Aunque el marcador indicaba las tablas y los jugadores pudieran estar tensos, el delantero de Foios se acercó a María para darles su camiseta. 

Además, le dio un abrazo, despertando una amplia sonrisa de la seguidora culé.

Otra sorpresa inesperada

Después de que el colegiado señalara el final del partido, hubo otro momento mágico para María. Óscar Hernández, segundo entrenador del Barça y hermano de Xavi Hernández, estuvo charlando con ella. 

Óscar invitó a la joven aficionada a bajar al vestuario para celebrar la victoria con el equipo catalán. 

Durante este bonito momento, se puede ver a todo el equipo encantado de posar para la foto con María. Otra vez, destacan los detalles de Ferran Torres, que se pone siempre a su lado y le hace aguantar su elástica para la instantánea. Además, se le puede oír conversando con María. 

Una vez tomada la foto, Ferran le comenta a Pedri que le dé su camiseta al hermano de la joven aficionada. Bajo la atenta mirada de María, el valenciano le comenta lo siguiente:

"Mira qué vamos a hacer, le vamos a dar a tu hermano la camiseta de Pedri".

Pero, le explica riendo a María que la elástica de su compañero "no sirve para nada". Se puede ver en todo momento que está muy cómoda y contenta de estar allí.

Se trata de un bonito gesto que siempre se agradece ver en un equipo de fútbol. María se lleva un recuerdo inolvidable de su visita al estadio Reina Sofía del Unionistas de Salamanca. Estos momentos ennoblecen de verdad al fútbol.