Mar. Ene 31st, 2023

Ha pasado tiempo desde que no hemos visto a Ansu Fati con la regularidad que hubiésemos querido. El cuestionarse sobre el por qué de su situación lleva a una preocupación lógica, la cual ha mantenido inquieto (y dubitativo) a cierto sector de la afición culé. Hay una pregunta en específico que no deja de dar vueltas en algunas cabezas: ¿Puede Ansu Fati volver a ser el jugador que era?

¿Somos realmente conscientes de lo que pasa con Ansu?

Un vistazo rápido a la data señala que Ansu Fati ha sido titular en 5 de 20 partidos de la presente temporada (contando Champions League + La Liga). Siguiendo la misma línea, de los últimos cinco cotejos, ha disputado una cantidad aproximada de 210 minutos de un total de 450 minutos (90 min x 5 partidos). Todo esto sin mencionar que no marca y/o asiste desde el partido contra el Villarreal del pasado 20 de octubre. Cifras que son alarmantes para un jugador que, hace más de dos años, no ha vuelto a reencontrarse con su mejor versión.

No obstante, y como todo en la vida, la perspectiva y la amplitud que se le da al asunto en cuestión juega un papel determinante. Así como se es claro para relatar que a Ansu Fati le está costando reencontrarse dentro del terreno de juego; también se debe ser claro para concientizar que un muchacho de 20 años ha tenido que pasar por una serie de intervenciones ‘traumáticas’, englobadas en un proceso complicado a nivel físico y mental. De hecho, hablamos del desarrollo de un dilema / debate que aún no encuentra punto final.

Ha de ser duro pensar que por una dura entrada, allá por 2020 y que, además, causaría una rotura de menisco, sumado a una serie de ‘negligencias’ médicas, tu carrera se vea en un punto del que no puedes escapar. Si a esto se le añade que el plano mental está infravalorado, tenemos un problema mayor. Ansu ha pasado de ser la joya máxima a verse envuelto en un proceso enreversado.

Ansu Fati fue una pieza fundamental en la temporada 20/21, hasta que se lesionó ante el Real Betis

Ahora o nunca

Desde el partido contra el Viktoria por Champions League, Ansu no ha vuelto a disputar los 90 minutos completos de un partido. Puede ser por la condición física, contexto de los encuentros, entre otros. No obstante, esa es la realidad.

Ahora bien, la oportunidad le ha vuelto a tocar la puerta. Con la suspensión de Robert Lewandowski, Ansu tiene todos los papeles para suplirle y demostrar a sus críticos que está en el camino correcto de su recuperación.

Ansu Fati, celebrando un gol ante el Levante en su regreso a los terrenos de juego

Es muy posible que no volvamos a ver al Ansu de antes, pero estoy convencido de que podremos ver a uno nuevo. Diferente, pero igual de decisivo. Si bien ha pasado por momentos complicados, es innegable que no ha perdido esa ‘chispa’ diferencial cuando está en el terreno de juego. Es el momento de creer; es el momento de Ansu Fati.

Por Francisco Calderón

Director y Jefe de Redacción

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *